Por que entra agua en el reloj

Hermetismo y Condensación del Reloj Servicio Mantenimiento Reloj. Taller Relojería Madrid Taresa

Por que entra agua en el reloj

Además es conveniente alejar los relojes de fuentes magnéticas.  Como son los smartphones, ordenadores, bolsos de cierre con imán, altavoces o detectores de los aeropuertos. Todas estas fuentes magnéticas emiten campos magnéticos que puden influir en el movimiento de tu reloj. Y así perturbarlo, desde poco hasta pararlo. Los relojes se magnetizan y sólo un relojero puede resolver este problema.

También si se trata de un reloj con movimiento mecánico de carga automática, es importante que el brazalete esté bien ajustado para que su movimiento funcione bien.

Para las superficies metálicas y pulidas del reloj, es mejor no lucirlo en conjunto con pulseras y otros brazaletes, para evitar rayarlo.

El mantenimiento de tu reloj requiere también anotar también que la correa del reloj se desgasta, sobre todo si duermes con tu reloj puesto.

Debes evitar llevar el reloj cuando practiques determinados deportes al aire libre, como el golf o el tenis, tampoco es conveniente sumergirlo en el mar, la piscina o la sauna. Excepto si se trata de modelos deportivos especialmente diseñados para estos deportes.

 

Algunos consejos para el mantenimiento de tu reloj, con su funcionamiento en orden y con autenticidad

¿Cómo lavar tu reloj?

Incluso si utiliza un reloj preparado para el agua, es conveniente lavarlo siempre con agua dulce e incluso, secarlo después de un baño de mar.

Los relojes se deben limpiar con un paño seco y suave. Las correas de los relojes suelen ser frágiles y perecederas. Sobre todo si se trata de correas de piel, un material vivo, delicado y sensible. Si usas a diario tu reloj, la duración de la correa de piel puede ser hasta de 1 año. Así que será un elemento que tengas que cambiar a menudo. La buena noticia, es que una nueva correa, te permite modificar un poco el diseño o el color de tu reloj.

 

¿Y el interior del reloj?. ¿Cómo debo cuidarlo?

El movimiento es clave en la vida de un reloj, y hay que limpiarlo periódicamente. Este mecanismo se deteriora con su uso, los aceites se secan.  Y además se generan roces que afectan a la precisión del mismo. Por eso, es aconsejable revisar el movimiento de tu reloj al menos, una vez cada 5 años.

Y no olvides darle cuerda para que el movimiento esté bien engrasado en sus rodajes. Aunque no lo uses a menudo. Es importante dar cuerda manual a tu reloj mecánico todos los días a la misma hora para que se recarge y funcione bien las 24 horas siguientes. Si la corona ofrece resistencia, no lo fuerzes. Porque es mejor acudir a un relojero experto y de confianza. Nuestro consejo es que no trates de forzar la cuerda porque el muelle se puede romper.

No existen comentarios

Publicar un comentario

Call Now Button